Estos días he terminado de leer Cat Street, un manga de la escritora de YOKO KAMIO que me recomendaron recientemente. Es de la misma autora de «No me lo digas con flores», de la cual también hay anime y dorama. Cat Street también tiene dorama , que no tiene mucho que ver con el manga a pesar de que si que sigue un poco el concepto y contiene a los mismos personajes, pero la historia como en la mayoría de los doramas cambia con respecto a los sucesos del manga.

El manga consta de 8 tomos que fueron publicados en el 2004 por Planeta de Agostini y cuenta la historia de Keito aoyama, una actriz infantil muy conocida hasta que en una de sus actuaciones quedo traumatizada y dejo de actuar alejándose de la sociedad. La historia transcurre cuando ya Keito tiene 16 años y por casualidades de la vida conoce a alguien que la lleva a una escuela nueva algo particular llamada «El Liston». Es una escuela libre especializada en chicos con problemas de sociabilidad, y alli conoce a gente muy peculiar con los que creará lazos de amistad muy importantes.

En esta escuela Keito conoce a Momiji, una lolita con el sueño de tener un atelier y además declararse a un chico de su antiguo instituto del que esta muy enamorada. También conoce a Rei, un exjugador de futbol que sueña con volver a jugar, pero por cosas que ocurrieron en el pasado decidió abandonar el deporte aunque se muere de ganas de volver. Por último Koichi, un informático (programador) algo serio y distante. Todos ellos logran hacer una buena amistad y Keito consigue superar poco a poco el trauma de su pasado a pesar de reencontrarse con Nako Sonoda, una antigua amiga de su niñez en el mundo del espectáculo y causante de su trauma.

Considero que es una historia bastante realista que explica muy bien la superación de cada uno de los personajes, y la atracción que va apareciendo entre alguno de los personajes (como es de esperar de un manga shojo) es bastante interesante. En comparación con «No me lo digas con flores» creo que es un poco mas serio y maduro, que a pesar de que el personaje principal sea infantil debido a no salir durante años y su leve experiencia en la vida real se ve como poco a poco va madurando. También me a gustado mucho que no solo se centra en una historia de amor, sino que le da mas importancia a la amistad que tienen los personajes entre si y en la falta que se hacen unos a otros para poder seguir avanzando.

Sin duda me ha gustado mucho la historia y agradezco muchísimo que me la recomendaran, porque ha sido una historia que no conocía y sin duda me la volvería a leer. No puedo decir lo mismo de «No me lo digas con flores» al tratarse de un manga mucho mas largo y que cuenta con una historia bastante mas lenta. Supongo que eso ha ayudado también a que Cat Street me haya gustado más 😛 .